Palabras e inspiraciones del asesino Ernesto el Cheche Guevara, Juan González Febles

Estas son las palabras del asesino Ernesto el Cheche Guevara sobre los fusilamientos, parrafada vil que fue expuesta públicamente ante las Naciones Unidas el 11 de diciembre de 1964: “Nosotros tenemos que decir aquí lo que es una verdad conocida, que la hemos expresado siempre ante el mundo: fusilamientos, sí, hemos fusilado; fusilamos y seguiremos fusilando mientras sea necesario. Nuestra lucha es una lucha a muerte. Nosotros sabemos cuál sería el resultado de una batalla perdida y también tienen que saber los gusanos cuál es el resultado de la batalla perdida hoy en Cuba”.

Desde 1959 las ratas que impusieron una dictadura militar totalitaria, primero comunista y más tarde neo fascista, llamaron ‘gusanos’ a los que inspirados en el Apóstol de nuestras libertades y derechos les salieron al frente. Ellos pretendieron y aun pretenden que fuera olvidado aquello de: “Libertad es el derecho a ser honrados, a pensar y hablar sin hipocresía”, “Solo la Opresión debe temer al pleno ejercicio de las libertades” y para ello aquel asesino felizmente desaparecido fusiló y asesinó a capricho, cumpliendo las órdenes del malhechor en jefe que asumió como jefe supremo.

Hoy obligan a nuestros niños a repetir en las escuelas “seremos como el Che”, que es decir, “seremos asesinos y serviremos tiranías”. Que es decir, viviremos sin honor, sin pudor y sin dignidad. Si existe el Infierno, esperemos que el Cheche Guevara comparta un espacio en ese lugar con Fidel Castro, Iosip Stalin, Adolf Hitler, Vladimir Lenin, Benito Mussolini y todos los que se hayan ganado por allá su espacio.

Desde la promoción del asesinato, hoy pretenden sostener los privilegios, el lujo y la opulencia de que se han apropiado y en que se refocilan a espaldas del pueblo de a pie. Necesitan intimidar y asesinar para mantener las residencias lujosas que robaron en Miramar, Atabey, Siboney, Cubanacán, Kohly y Nuevo Vedado entre otros espacios. Necesitan continuar desplazándose en Mercedes Benz, VW, Alpha Romeo y cualquier otra marca automovilística de calidad que ostentan con privilegios exclusivos. Si para esto fuese necesario asesinar, pues entonces asesinan y de acuerdo con ellos, está bien hecho.

En Cuba la vida no puede continuar bajo este estigma vil. Cuba tiene que reconquistar su libertad. Cuba debe ser con todos y para el bien de todos los cubanos. La libertad no puede continuar subordinada y condicionada por un partido único. Los derechos y libertades civiles, sociales y políticas deben ser restablecidos, para disfrute pleno de todos los cubanos. Si Camilo Cienfuegos se negó a encabezar escuadras de ejecución o pelotones de fusilamiento y por ello fue asesinado, recordémosle como le recuerdan muchos y muchas de aquellas generaciones, es decir, como ejemplo para los cubanos y sueño de las cubanas.

Las palabras y las inspiraciones vomitivas de aquel asesino Ernesto el Cheche Guevara, deben ser mantenidas en el rechazo del pueblo que contribuyó a esclavizar. Sus servicios viles al crimen y la opresión, no deben ser pasados por alto. Martí alertó sobre la concentración del poder político y económico en un grupo de personas que por su naturaleza tendrían privilegios de los que abusarían al tener en sus manos la distribución de las riquezas. Tal poder no debe continuar en manos de la banda vil que lo ostenta hoy día en Cuba.

Martí advirtió: “Es rica una nación que cuenta con muchos pequeños propietarios”. “Una Constitución es una ley viva y práctica que no puede construirse con elementos ideológicos” “La propiedad conserva los Estados”. Entonces bueno será echar a un lado de una santa y buena vez las palabras e inspiraciones del asesino Ernesto el Cheche Guevara, escogido como emblema por el International Gay Movement. Se trata de palabras y mensajes que quieren preservar en nuestros niños para corromperlos y hacerlos cómplices futuros de sus aberraciones y legados corruptos.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González