No Voto, Así Digo No, Juan González Febles

No solo la mejor, la única opción válida en la Cuba aherrojada de hoy, es no votar y privar de todo resquicio de legitimidad al fraude promovido con el nuevo engendro constitucional que promueve y promociona el castrismo desde el poder. Si quienes contarán los votos y lo manejarán todo a capricho, serán los servidores asalariados del régimen militar totalitario castrista desde sus opciones neo fascistas, votar no, será votar sí en el conteo tramposo que vendrá.

Para quienes viven bajo el control totalitario absoluto de la peor dictadura que ha conocido no solo Cuba, sino América, la única opción válida es no votar, a menos que una comisión internacional se haga cargo del control y chequeo no solo de los resultados del escrutinio, sino también, de las condiciones en que tenga lugar la consulta.

Se trata de que cualquier dictadura totalitaria de aliento fascista, sea como es y nunca dejará de ser autoritaria, aunque haga promesas de apegarse a alguna Constitución. Estas promesas podrían ser parcialmente ciertas. Esto ya lo hizo el malhechor en jefe desde 1953, en que prometió restablecer la Constitución de 1940 y no lo hizo para lograr tomar el poder absoluto que retuvo en sus manos hasta su muerte.

Si en vez de aquella Constitución de 1940, una de las más avanzadas y democráticas de su momento, hubiera tenido a mano un engendro como el que será sometido a referendo el próximo 24 de febrero, engendro que someterá y subordinará al propio ente constitucional al mandato de un partido único, partido que podría o no llamarse comunista, fascista o nacional, pero que mantendrá el dominio total sobre el pueblo y la nación cubana. Dominio que hasta hoy ha privado legalmente de derechos y libertades a la nación y al pueblo cubano. Entonces, el felizmente difunto tirano, habría impuesto tal constitución y lo habría hecho hasta con entusiasmo. Esto lo hizo en 1976, momento en que impuso el modelo estalinista, que ya debe ser sustituido, por algo quizás peor.

Decir constitución no arregla problema alguno. Constitución hubo en la Alemania de Hitler, la Italia de Mussolini y la Unión Soviética de Lenin y Stalin. Esto para nada alivió la condición de vida de los pueblos alemán, ruso e italiano. Cada uno de estos pueblos vivió aherrojado por herramientas constitucionales concebidas para dar permanencia y continuidad a la pesadilla que las impuso.

Si se trata de que cuando usted vote no, quien cuente su voto, cambie su no por un sí. No votar es la única opción posible, en los términos y condiciones en que se vive, Cuba adentro. La opción promovida desde el Foro por los Derechos y Libertades es la única opción válida y legítima. No Voto, ¡Así digo NO!!!!
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

Anuncios

Reacciones oficiales coincidentes desde dos orillas frente a pronunciamientos de John Bolton, Juan González Febles

Los pronunciamientos del asesor de Seguridad Nacional de EEUU, John Bolton, quien advirtió en fecha reciente que la Casa Blanca adoptará una “respuesta significativa” si percibe “violencia e intimidación” contra la oposición venezolana o el personal diplomático estadounidense en Caracas. Tendrán una respuesta o una reacción significativa tanto en Venezuela como Cuba dentro.

“Cualquier (acto de) violencia e intimidación contra el personal diplomático estadounidense, el líder democrático de Venezuela, Juan Guaidó, o la Asamblea Nacional representaría un grave asalto a la legalidad y estará seguido de una respuesta significativa”, dijo Bolton en su cuenta de Twitter.

El asesor del presidente estadounidense, Donald Trump, también escribió que “el apoyo de Cuba y su control sobre la seguridad (del presidente venezolano, Nicolás) Maduro y las fuerzas paramilitares son bien conocidos”. Esto fue tomado como una advertencia o una amenaza por el Gobierno castrista, que mantiene por allá a represores asalariados del Ministerio del Interior.

Trump reconoció ya como gobernante legítimo de Venezuela al jefe de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) venezolana, Juan Guaidó, quien ejerce como presidente interino.

El mandatario estadounidense ha advertido de que “todas las opciones están sobre la mesa”, esto aportaría una respuesta en caso de que Nicolás Maduro, no acepte entregar el poder a Guaidó.

Aunque la Casa Blanca, apenas ha esbozado lo que podría hacer, en cuanto a sanciones contra Maduro, se teme que sean golpeadas las exportaciones de petróleo del país andino.

No se ha descartado la posibilidad de una acción militar en Venezuela, aunque el senador republicano Marco Rubio, haya asegurado ante la cadena NBC que no sabe de alguien que abogue por esa vía.

El Departamento de Estado ordenó el pasado jueves la salida de Venezuela del personal no esencial de su embajada en Caracas y los familiares de los diplomáticos estadounidenses en el país. Una fuente del Departamento de Estado deslizó que se tomó esa decisión debido a “la situación de seguridad en Venezuela”, y no como respuesta o cumplimiento a una orden de Maduro, quien anunció la ruptura de relaciones con Washington y dio 72 horas a los diplomáticos estadounidenses para abandonar el país.

Guaidó anunció tres medidas frente a la represión. “Que sepa el régimen y nuestro pueblo que no me quedaré de brazos cruzados ante la masacre que están realizando en nuestros barrios y pueblos”, dejó escrito.

Anunció la convocatoria para una “reunión de emergencia con todas las ONG”, defensores de derechos humanos y la Asamblea Nacional que preside. Lo hizo para unificar la información y promover una denuncia internacional.

También llamó a buscar los “los nombres de los responsables” de la “masacre del 22 en adelante para denunciarles y solicitar sanciones y justicia en predios internacionales.

También insistió en que la alta comisionada de Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, adelante su visita a Venezuela, para que sea testigo presencial de la grave situación en que está involucrado el pueblo venezolano. Actualmente, la oposición visita cuarteles y entrega planes de amnistía a militares. Habría que ver como querrá ver la Sra. Bachelet lo que sucede hoy en Venezuela. Nunca ha querido ver las violaciones y abusos en que incurre y ha incurrido el régimen militar totalitario castro-fascista, hasta el presente.

La oposición ha hecho movilizaciones frente a algunas instalaciones militares y policiales en aras de lograr acercamientos con uniformados a través de la presentación del proyecto de Ley de Amnistía para militares y funcionarios policiales.

Pequeños grupos acudieron frente a puntos militares y policiales, para entregar copias del proyecto de ley a los uniformados que vigilan los accesos.

Juan Guaidó ha hecho llamados a las fuerzas armadas y al pueblo para que se unan y presionar la salida de Nicolás Maduro, a quien el Congreso de oposición ha declarado como usurpador del cargo.

Al invitar a los venezolanos a la iniciativa, Guaidó afirmó esta semana, durante una concentración en el este de Caracas, que será una “acción civil no violenta sin precedentes” para invitar a los funcionarios a que le retiren el respaldo a Maduro, a quien llama “usurpador” de la Presidencia tras haberse reelegido en unos comicios que la oposición desconoció al alegar que fueron violadas la constitución y las leyes.

Un coronel de la Guardia Nacional, José Luis Silva, quien funciona como agregado militar de Venezuela en Washington, anunció la eventual ruptura con el Gobierno de Maduro y el apoyo a Guaidó. En su alocución el coronel, de uniforme, instó a la fuerza armada a unirse para evitar “atacar” a manifestantes y así cumplir el papel fundamental de apoyar la restauración de la democracia.

El ministerio de la Defensa rechazó en su cuenta de Twitter el pronunciamiento de Silva. Afirmó que “subordinarse ante los intereses internacionales es un acto de traición y cobardía”. Colocó dos fotografías del oficial en las que se escribió la palabra “traidor”. Casi de inmediato, se difundió una resolución de esa dependencia en la que se señala que el oficial pasará a la “reserva activa”, desde el 31 de julio de este año.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

El aniversario del cubano más excelso y el anticomunista más extraordinario, Juan González Febles

El 28 de enero de 1853, nació en La Habana José Julián Martí Pérez. Martí es sin duda razonable alguna el Apóstol de nuestras libertades y nuestros derechos. Desde sus más tempranos años, conoció el presidio político que la corona española le deparó por calificar de apóstata a Carlos de Castro y Castro, un compañero de colegio –casualmente de apellido Castro- por haberse alistado como voluntario en el ejército español, ser voluntario en aquellos tiempos fue el equivalente de aquel momento de integrarse en las actuales Brigadas de Respuesta Rápida.

Una escuadra del Primer Batallón de Voluntarios al pasar por la calle Industrias nº 122, donde residían los Valdés Domínguez, familia de Fermín Valdés Domínguez, amigo entrañable de nuestro Apóstol, oyeron risas. Se sintieron burlados u objetos de burla y entraron y registraron. Encontraron entre la correspondencia, la carta dirigida a Carlos de Castro y esto le costó el presidio político a Martí.

Allí vivió circunstancias muy similares a las posteriormente impuestas por el régimen castro fascista en el presidio político inaugurado desde 1959. Luego de pasar por este calvario y gracias a gestiones realizadas por sus padres, estos lograron que fuera deportado a España. Allá comenzó a cursar estudios en las universidades de Madrid y de Zaragoza, donde se graduó de Licenciado en Derecho Civil y en Filosofía y Letras.

De España se trasladó a París por breve tiempo. Pasó por Nueva York y llega a Veracruz el 8 de febrero de 1875, donde se reúne con su familia. En México entabló relaciones con Manuel Mercado y conoció a Carmen Zayas Bazán, la camagüeyana, que posteriormente sería su esposa.

Entre 1880 y 1890 Martí alcanzaría renombre en la América a través de artículos y crónicas que enviaba desde Nueva York a importantes periódicos. Algunos entre estos fueron: La Opinión Nacional, de Caracas, Venezuela; La Nación, de Buenos Aires, Argentina, y El Partido Liberal, de México. Posteriormente decidió buscar mejor acomodo en Venezuela, a donde llegó el 20 de enero de 1881. En Caracas fundó la Revista Venezolana, de la que pudo editar solo dos números. En el segundo número Martí, escribe un notable ensayo sobre el destacado intelectual Cecilio Acosta que disgusta al presidente Guzmán Blanco. Esto fue motivo suficiente para que fuera expulsado del país. En Nueva York trabajó para la casa editorial Appleton como editor y traductor.

Su visión política fue la de un liberal clásico y demócrata. Su obra política y de propaganda muestra estas prioridades, primero la unidad de todos los cubanos como nación en el proyecto cívico republicano de postguerra, la terminación del dominio colonial español. Es casi unánime la información sobre su gran capacidad de trabajo y su frugalidad, lo que, junto a su palabra persuasiva, le valió el reconocimiento presente y futuro de la mayoría de sus compatriotas.

Martí fue contemporáneo de Karl Marx y de la naciente doctrina marxista, pero murió en 1895, antes de los crímenes cometidos por aquel malhechor en jefe, Vladimir Illich Ulianov, alias Lenin, primer líder del primer estado comunista, en Rusia, en 1917.

Los medios oficialistas exponen que dijo: “Karl Marx ha muerto. Como se puso del lado de los débiles, merece honor. Pero no hace bien el que señala el daño, y arde en ansias generosas de ponerle remedio, sino el que enseña remedio blando al daño”. Lo que exponen lo hacen de forma parcial, omiten la última parte en que señaló que: “…no hace bien el que señala el daño, y arde en ansias generosas de ponerle remedio, sino el que enseña remedio blando al daño”. Marx nunca enseñó remedio blando al daño.

Martí nunca simpatizó con el socialismo ni con el comunismo. Amó la libertad y la propiedad privada, se opuso al totalitarismo y la arbitrariedad. Martí alertó sobre la concentración del poder político y económico en un grupo de personas que por su naturaleza, se harían de privilegios de los que abusarían al tener en sus manos la distribución de todas las riquezas.

Sobre el fraude que se orquesta con la nueva constitución, bueno es recordar que dejó escrito: “Siempre es desgracia para la libertad que la libertad sea un partido”, también expresó: “La tiranía es una misma en sus varias formas, aun cuando se vista en algunas de ellas de nombres hermosos y de hechos grandes. Alertó aún más: “…dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras, el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, y el de la soberbia y la rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo, empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, como frenéticos defensores de los desamparados”.

Martí rechazó las premisas sustentadas desde las teorías de Marx. Creía en la concordia de las clases sociales y no en la lucha de clases. No se puede acusar a Martí de no haber estado informado sobre el socialismo. Desde 1852 hubo partido comunista en Estados Unidos, este fue fundado por el alemán Joseph Weydemeyer. En 1886, habían 34 publicaciones socialistas (5 diarios) en EE.UU., Martí era un lector prolífico.

En la cercanía del fraude constitucional que se perfila, promovido por la élite privilegiada del partido único, bueno es recordar algo expresado por Martí: “Una Constitución es una ley viva y práctica que no puede construirse con elementos ideológicos”.

Entonces, recordemos todo en estos términos que son los reales de nuestro Apóstol. Bueno será decirlo afirmado en aquello que dejó escrito: “Libertad es el derecho a ser honrados, a pensar y hablar sin hipocresía”.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez..febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

La temporada más hermosa para la humanidad en un siglo condenado, Juan González Febles

El siglo XX albergó las peores pesadillas conocidas por la humanidad. Dos guerras mundiales con millones de víctimas y comunismo, fascismo y nacismo con millones de víctimas igualmente. Fue un periodo de dolor y hecatombes, sobredimensionado. No obstante, hubo su momento de cambio. La década de los sesenta representó este momento y este cambio.

En aquellos años, se habló de hacer el amor y no la guerra. Desde las artes, hubo entregas de amor y belleza que han quedado como clásicos para toda la humanidad. Quienes vivieron la década prodigiosa dentro de Cuba y en esta etapa, vieron transcurrir adolescencia y juventud, saben muy bien que la dictadura inaugurada en 1959 y que hoy aún se sufre, proscribió la belleza y la armonía de aquel momento.

Los Beatles andaban prohibidos, junto con el resto de los clásicos del rock del momento. Se perseguía a jóvenes a quienes se prohibía usar el cabello como se usaba en el resto del mundo. Prohibieron además usar pantalones estrechos y todo esto llevó el sello de aquel nominado ‘diversionismo ideológico’. El diversionismo ideológico fue la herramienta política que en su momento usó el Partido Comunista de Cuba, el cónclave de poder, que aglutina a los oportunistas opulentos que hoy día, sufre la Isla.

La década del sesenta, afirmó la liberación de muchas cosas. El amor libre, elevó la liberación de la mujer y promovió igualdades para múltiples y diversos grupos humanos. Para muchos fue muy sorpresivo que el felizmente difunto tirano Fidel Castro, luego de prohibir a los Beatles y asediar a los fans de este grupo británico y del rock que en aquellos momentos se oyó a nivel mundial y en Cuba, se retrató años después junto a la estatua de Lennon en el parque ubicado en la barriada habanera del Vedado que tiene su estatua.

John Lennon fue un exponente de la década prodigiosa. Alguien que vivió para regalar amor y belleza a la humanidad. La reacción de algunos comisarios frente a canciones como ‘Revolution’, ‘Back in USSR’, pasó por alto todo esto. Por alguna razón, ambas canciones no fueron de su agrado. Quizás desde Revolution se afirmaba que si se trataba de destruir, entonces estoy fuera. Ciertamente el proceso así enunciado en Cuba, fue total y completamente destructivo.

En Cuba no pudo vivirse plenamente aquella época que marcó la temporada más hermosa para la humanidad, en el siglo condenado por las peores pesadillas hasta hoy conocidas por la humanidad. Los años sesenta del siglo XX, fueron para Cuba una época de opresión y genocidio impuestos por los mismos que hablan de continuidad presente y futura, para aquella pesadilla que aún hoy, sufre el pueblo y la nación cubana.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González

No votar puede ser la mejor forma de decir ¡NO! Juan González Febles

Mientras en Cuba, las llamadas elecciones sean controladas por el gobernante Partido Comunista y sea este, quien cuente los votos, votar no es ni será una opción. Como dejara dicho en su momento, aquel perverso genocida, Iósif Vissariónovich Dzhugashvili más conocido como Iósif Stalin o simplemente Stalin, ‘quien cuenta los votos, gana cualquier elección’.

Entonces, si para el fraude programado el próximo 24 de febrero no hay una supervisión internacional, que sirva para detenerlo, no participar en el próximo fraude, no votar, será la mejor forma de decir ¡NO!, a la continuidad del régimen militar totalitario castro fascista. El fraude que llevará adelante la élite gerontocrática castrista, puede ser frustrado si se consigue una abstención mayoritaria y completa, que deje bien en claro la opción compartida mayoritariamente Cuba adentro.

Por supuesto que no votar, también debe ser articulado con manifestaciones y expresiones públicas de rechazo a la dictadura neofascista que hizo de los últimos sesenta años, la peor pesadilla vivida por el pueblo de Cuba a lo largo de su historia. Sobre esto debe quedar claro, que las condiciones de rechazo ciudadano al régimen son más que óptimas en estos momentos. Nunca antes en la historia de Cuba, el rechazo popular compartido fue de la envergadura del rechazo que pesa hoy sobre el régimen militar, totalitario y dinástico, castro-fascista.

Entonces si ya para todos o para mejor decir, para la mayoría absoluta, revolución es hambre, es miseria, es represión, de lo que se trata es de no votar y así decir, ¡NO! alto y claro. No puede confiarse para cosa alguna en un régimen al que solo le importa perpetuarse en el poder. Los ideólogos asalariados “de izquierda”, al servicio del régimen insisten en denostar peyorativamente a las corrientes liberales a las que califican como “neoliberalismo”. Estas no son otra cosa, que el liberalismo de siempre. Aquel que en su momento promovió el Apóstol de nuestros derechos y libertades, José Martí.

Hoy tratan de ocultar que Martí nunca aceptó el socialismo ni el comunismo pues amó la libertad y la propiedad privada. Entonces, se opuso al totalitarismo y la arbitrariedad, que logró vislumbrar en las fantasías bosquejadas por Karl Marx y Friedrich Engels. Tales fantasías dejaron tras sí, gulags, campos de concentración, hambrunas, ejecuciones extrajudiciales, la II Guerra Mundial, el comunismo, el fascismo y el nacismo. En fin, lo peor que ha sufrido hasta este instante la humanidad.

Sobre la nueva constitución y el fraude que esta trae aparejado, volvamos a remitirnos al más excelso de los anticomunistas cubanos, José Martí. En su momento, él nos dejó para una posteridad, que hoy es nuestro presente que: “Una Constitución es una ley viva y práctica que no puede construirse con elementos ideológicos”.

Entonces el fraude por venir, de una constitución que desde su direccionamiento ideológico eternizará la pesadilla, debe ser abortado desde no votar. Esta es, la mejor forma de decir ¡NO! en las condiciones de privación de derechos y libertades en que se malvive en Cuba.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

La niñez cubana luego de perder a los Reyes Magos por intervención de los Jefes Malos, Juan González Febles

Al felizmente difunto tirano Fidel Castro, se le ocurrió en alguna oportunidad que las Navidades, Reyes Magos y otras tradiciones cubanas, eran ajenas a la cultura nacional. Así, pretendió desplazar tales festividades, para el mes de julio. Pretendió que el ataque fascista a los cuarteles en la antigua provincia de Oriente en 1953, sustituyeran las Navidades y los Reyes Magos en el imaginario popular.

Aunque no haya ni en parte ni en el todo conseguido el propósito perverso, consiguió crear una condición terrible para el vivir Cuba adentro. La miseria compartida excluye que hoy en Cuba los niños esperen la llegada de los Tres Reyes Magos, sustituidos por los Tres Jefes Malos o Vagos. Los precios de los juguetes ofertados en las tiendas, son lo suficientemente altos como para que los padres trabajadores, estén invalidados para asumirlos. Entonces, si no hay para comer, no puede haber para juguetes.

Gracias a los Tres Jefes Malos, a partir de los siete años, los niños en Cuba no están habilitados para consumir leche fresca y esta es solo una, entre múltiples pérdidas. La continuidad en permanencia del usufructo de un poder absoluto, otorga a la élite castro-fascista la capacidad de incrementar la carga oprobiosa de miseria material, hambre, opresión, represión y abuso que les sostiene. Para ello precisan del apoyo de funcionarios corruptos o insensibles que aceptan convivir con estas y otras perversidades desde la ONU y sus agencias especializadas o desde instituciones internacionales que les validan.

Quizás lo único que resulte difícil de perdonar al ya fallecido General Fulgencio Batista y Zaldívar, sea no haber eliminado y cortado de raíz a la pandilla fascista que asaltó los cuarteles en la antigua provincia de Oriente en 1953. Les juzgo y luego hasta les indultó. Los resultados de tanta generosidad están siendo pagados en el día a día por el pueblo de la Isla. Su golpe de estado, constituyó una falta y un atentado a la constitución, esto nadie puede desvirtuarlo, pero durante el periodo que va desde 1952 hasta 1958, Cuba disfrutó de un crecimiento económico significativo y se construyeron obras de relevancia como los túneles de la Bahía de La Habana, de la calle Línea y de la 5ta Avenida, entre otros aportes.

No se tiene referencia que haya intentado perpetuarse en el poder durante décadas y muchos entre los que murieron en lucha por derrocarle, se consagraron a colocar bombas en cines, cafeterías, tiendas, etc., donde las víctimas serían civiles inocentes. Si aquella ‘heroica’ revolucionaria Urselia Díaz Báez no hubiera muerto por la explosión de la bomba que manipulaba en el servicio sanitario de mujeres en el capitalino cine América y la bomba hubiese sido exitosamente colocada, ¿Cuántas madres, hijas, novias, hermanas, amigas, tías y sobrinas podrían haber muerto a partir de su ‘heroico’ desempeño?

Entonces, si de valor se trata, solo será posible referirse en aquellos tiempos a José Antonio Echeverría, José Luis Boitel, Fructuoso Rodríguez, Camilo Cienfuegos, Huber Matos y todos aquellos que optaron por poner el pecho a las balas de frente y no obedecieron órdenes de colocar bombas contra civiles indefensos a partir de aquel mandato de ‘cero cines, cero compras, cero cabaret, etc. Porque las bombas fueron dirigidas contra civiles inocentes. Ninguna entre aquellas bombas, fue colocada en estaciones de policía o en el campamento Columbia. Entonces honor y honra a quienes de frente partieron al asalto del Palacio Presidencial.

Quienes pretendieron envenenar la carne de cerdo para consumo de población, se hicieron acreedores de cualquier cosa que alguien hiciere contra ellos. Los que gritaron paredón y fusilaron por mandato del más cruel entre los tiranos sufridos por Cuba, merecen condenación eterna.

Cada uno que recibió su merecido por atentar contra la vida de civiles inocentes, merecido está. Privaron de leche y juguetes a los niños cubanos. Privaron de derechos y libertades al pueblo de Cuba. ¡Que el infierno les acoja y que sea pronto!
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

¿Fiestas? ¿Navidades? ¿Dónde? Juan González Febles

Las festividades navideñas y de fin de año en este año 2018 en Cuba marcan la pauta de la vida o ‘no vida’ que se vive o malvive Cuba adentro. Sumido en la miseria más atroz, el pueblo cubano, carece de medios no ya para festejar, sino simplemente para sobrevivir.

Quien único está habilitado para festejar, y tiene como, con qué y motivos para hacerlo, es el monetariado gobernante. Desde sus opulentas mansiones robadas, ubicadas en los espacios segregados capitalinos, disponen de lo necesario y mucho más.

Solo que el pueblo ha cambiado y hoy día expresa alto y claro su rechazo contra el régimen. El felizmente difunto tirano Fidel Castro, no pudo desplazar las festividades navideñas de diciembre a julio como intentó en una ocasión.

Se trata de que la dictadura no vaya a permitir acceso a los requisitos democráticos, ni a la vida mejor a que aspira el pueblo y los promotores del cambio democrático. La tiranía no convoca para cambiar, sino para legitimarse, atornillarse y blindarse más. Convoca a que se subordinen a sus propuestas y acepten a transitar por la ‘no vida’ impuesta. Luego, mostrarán este fingir, como, la más rotunda muestra de “apoyo” del “pueblo revolucionario”. Cualquier otra cosa no tiene cabida, dentro de la ‘no vida’ impuesta por los oligarcas verdeolivo, desde sus inflados abdómenes y sus charreteras de generales sin batallas.

En Cuba revolución es represión, es opresión, es hambre y es miseria. Mientras haya dictadura, no habrá Navidades ni festejos reales compartidos y disfrutados por el pueblo. La opción ofertada por el Monetariado gobernante, es sostenerse sobre los asalariados con hambre de un único propietario: El Estado. Mantenerlos siempre con hambre y que por ello, estén y se sientan tan comprometidos como lo estuvieron los esclavos de tiempos pasados.

Mientras seamos víctimas del hambre, la miseria y la falta de libertades políticas, económicas y sociales, continuará el sufrimiento compartido, generado por los fracasos del Monetariado totalitario castro-fascista. Y la respuesta a la pregunta inicial sobre: ‘¿Fiestas? ¿Navidades? ¿Dónde?’, es sencilla. En Cuba, ¡nunca! Nunca mientras continúe empoderado el régimen castro-fascista.

La buena noticia es que aquella famosa frase, “La historia me absolverá”, no sirvió para la absolución del autor original Adolf Hitler, ni de su plagiador moderno, Fidel Castro. Ambos serán absorbidos por el sumidero de la historia hasta la más oscura y podrida sentina.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

La novísima trampa de informatización en proceso, Juan González Febles

Lo último en la agenda de la élite castro-fascista es lo que dan en llamar informatización de la sociedad. Se trata de hacer creer al mundo y quizás a unos muy pocos dentro de Cuba que personas, que apenas tienen lo suficiente para comer, decidan costear las facturas sobredimensionadas de ETECSA, el monopolio telefónico estatal, luego que este, asumió la dirección y el control de Internet, para participar en la nueva portada que hoy vende el régimen.

Aunque se dice que el salario promedio en Cuba equivale a 30USD, no es tan así. Existen muchos, digo muchísimos que no llegan a 30USD, entonces resulta impostergable que el régimen militar totalitario castrista tenga en cuenta las necesidades reales del pueblo cubano. Hay que solucionar todo lo relacionado con los precios impuestos por los oligarcas militares desde sus oligopolios. Estos son abusivos y ciertamente, estoy convencido que pueden, deben y tienen que quedar al alcance de todos.

La cuenta Twitter del sucesor designado y presidente impuesto, así como la de muchos de sus ministros, cuenta con muy pocos seguidores dentro de Cuba. Se trata de que además de que a muy pocos le importan las tonterías que dirán, los precios de las líneas, celulares, en fin todo, cuesta demasiado. Es imposible para una parte grande de la población asumirlo. Desde el oficialismo se quejan o señalan, que el 60 % de los cubanos se conectan desde el centro de trabajo.

Se trata de que el totalitarismo se afirma en la violación de derechos y libertades y que entre las libertades más violadas en Cuba, está la libertad de información. Nunca harán una ley para garantizar el acceso libre a Internet. En empresas y entidades nacionales este tema se convierte en un círculo vicioso. Los servidores de la opresión cuando habilitan servicio en una PC, en un centro de trabajo, de inmediato ponen restricciones a la navegación, que bajo la regla castrista, no puede ser libre.

Se trata de ratificar la implementación de la voluntad política del régimen militar totalitario en mantener control absoluto sobre el proceso de informatización y hoy la principal tarea es implementar este control. Como es costumbre, la vigilancia se realizará por los bien conocidos represores asalariados especializados en informática que se afirmarán en llevar adelante el mandato del Pleno del Comité Central del Partido Único, que será realizada para potenciar el poder absoluto, con software hechos en el país o en algún país que apoye el abuso y la opresión que ejercen contra el pueblo y la nación cubana.

En fin, la novísima trampa de la Informatización en proceso, no es más que aceitar los amarres y controles totalitarios, de forma tal que ninguna modernidad, afloje el control totalitario absoluto sobre el pueblo y la nación cubana. Afirmar la opulencia de la oligarquía militar y el monetariado gobernante, residentes todos en Miramar, Nuevo Vedado, Atabey, Siboney y otros espacios segregados.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

Alternativas dentro de la Canelidad Gobernante, Juan González Febles

El clan Castro-fascista ha comenzado la nominal transferencia de poder. Familiares, secuaces y allegados, se redistribuyen control y puestos económicos para garantizar el control absoluto totalitario de la dinastía indefinidamente. Todo bajo la máscara de la Canelidad. Entonces y frente a esto, de la UE, OEA y ONU necesitamos:
-Desconocimiento de la dictadura castrista y su sucesión dinástica.
-Exigencia y firme demanda por la liberación de los presos políticos.
-Aceptar y reconocer a la oposición cubana como actor político legítimo
-Conformar un bloque de países que ejerza presión a través de sanciones económicas y políticas contra el régimen.

Con principios casi idénticos a los del comunismo marxista-cretinista, de Lenin y Stalin el castro-fascismo de hoy procura homogeneidades en el campo sociopolítico. Entonces, rechaza el parlamentarismo y el pleno ejercicio de libertades y derechos, de esta forma consigue potenciar las decisiones siempre erradas del partido único y ‘élite’, en la economía.

Pronto llegará el cambio de nombre del partido único, que dejará, (al menos de forma nominal) de ser comunista. Esto no hará que deje de ser dictatorial, totalitario, opresor, represivo, abusador, asesino y violador de todos los derechos y libertades reconocidas en el mundo libre y democrático. El cambio de fachada de la Castrosidad a la Canelidad, solo será todo lo cosméticamente necesario.

Se cumplirá con efectividad el fin principal de la élite oligarca que será, contar con un gobierno centralizado, autoritario, con la imagen de un líder populista con carisma, un muñecón, que solo supuestamente dictará el sostenimiento, permanencia y continuidad de la anulación los derechos civiles de forma absoluta, en forma que incluya, la continuidad en la abolición de los sindicatos libres y el derecho a la huelga.

Alguien que posará para las cámaras y repetirá el mandato recibido de la élite oligarca de modo que no se vea de forma directa al clan ni a su élite, que continuarán al mando, tras bambalinas, mientras el muñecón designado posa frente a cámaras en foros dentro y fuera de Cuba, en representación de lo innombrable.

Desde sus poses, el muñecón que aporta una cara nueva al régimen castrista seguirá con la criminalización de la libertad de expresión y recientemente ha sitiado a los artistas y periodistas para desalentar protestas contra el Decreto 349. Así como el muñecón lava la cara de los envejecidos y aun no difuntos oligarcas históricos, asalariados con renombre lavan su cara y Silvio Rodríguez salió en su rescate con la afirmación de que el sucesor designado ignora el Decreto 349.

Así se vive y estas son las alternativas dentro de la Canelidad gobernante, solo que mucho ha cambiado y el rechazo popular contra el régimen alcanza proporciones antes nunca vistas. Medidas supuestamente de la autoría del sucesor designado, impuestas desde el 20 de abril, regulan la contratación de artistas, la venta de obras de arte, la exhibición de contenidos audiovisuales y el uso de los símbolos patrios entre otras imposiciones. También está ordenado castigar infracciones con multas, decomisos y arrestos que realizará la mafia represiva asalariada al servicio del régimen.

Por lo pronto los negreros y oligarcas castro fascistas se proponen volver sobre la explotación del trabajo esclavo de personal de salud en México o donde puedan. Se trata de que no serán molestados en su explotación negrera por la Organización Panamericana de la Salud (OPS) ni por la Organización Mundial de la Salud (OMS) ni por la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Esta es una de las muchas tareas que el sucesor designado se verá obligado a acometer y para ello posará donde sea necesario como sea necesario.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: http://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

La obra de 499 años destruida en los peores y últimos 60 años, Juan González Febles

Más allá de la fanfarria mediática orquestada por la dictadura militar totalitaria castro-fascista con motivo de que el 19 de noviembre se conmemoraron 499 años de la fundación de San Cristóbal de La Habana, hoy La Habana, sería muy justo y positivo destacar que las obras arquitectónicas que hicieron de La Habana un polo turístico de importancia en el pasado siglo XX, fueron erigidas entre el año 1902 y 1958. Desde 1959 hasta nuestros días, bajo la actual dictadura neofascista, no se ha hecho cosa alguna que merezca la pena una mención, excepto claro, la desidia y el abandono que casi han destruido toda la ciudad.

El Capitolio Nacional sede del senado y la Cámara de Representantes fue y aun es, una joya arquitectónica capitalina construida antes que la banda armada verdeolivo se hiciera del poder absoluto en 1959. Lo son el Palacio Presidencial, lo fue el Hospital Infantil del Vedado una joya arquitectónica estilo Art déco, derribada por mandato del régimen para construir un engendro antiestético que habría sido un hotel para turistas que aportaría ganancias al estado proxeneta, desde la explotación de las más cultas, las más sanas (prostitutas-jineteras) pero además, las más míseras y las más baratas del mundo. El hotel, a fin de cuentas no se hizo y todo se quedó en un poco estético parque, muy distante en belleza del edificio derribado.

La ciudad hermosa y acogedora, capital de un país que fue destino migratorio soñado para europeos, muchos españoles entre estos, pero además centro europeos, judíos e incluso chinos, hoy día cuenta con una gran cantidad de sus habitantes, mayoritariamente jóvenes que sueñan con abandonarla y abandonar el país, en los términos y condiciones que aparezcan.

La capital de Cuba, La Habana, está siendo destruida arquitectónica y humanamente. Todos los servicios públicos marcan pautas de ineficiencia e incompetencia. Desde la recogida de basuras y desperdicios, el transporte público, el abastecimiento y todo lo demás. A esto deben sumarse los servicios de salud pública en que los medicamentos están en merma permanente. La Habana que Cuba mostró desde 1902 hasta 1958, es totalmente diferente a la ruina en que se convive hoy día.

Las diferencias de clase que sirvieron a la pandilla armada que se hizo del poder en 1959, como justificación para justificar la pesadilla que impuso, están mucho más dimensionadas en la actualidad. El estado proxeneta y negrero que sufrimos, luego de esclavizar al pueblo cubano, explota no solo al personal de salud. La propaganda oficial niega que quien puso fin a Mais Medicos en Brasil, fue el régimen militar castrista y no el gobierno brasileño. Lo hicieron porque Brasil decidió pagar de forma directa a cada médico y no al gobierno negrero que se apropiaba de toda la ganancia centrada en los salarios de este personal. Los oligarcas que tienen en sus manos el poder y la opulencia, viven en espacios segregados para el resto del pueblo. Estas barriadas excluyentes, ciertamente están más limpias y mejor abastecidas que el resto de la ciudad.

Desde la miseria impuesta se ha promovido una prostitución galopante, encubierta bajo el cliché de ‘jineterismo’.

Para la propaganda oficial jineteo y prostitución son asuntos diferentes y el tema no se toca. Solo que entre los cubanos en el habla y el manierismo popular, son términos equivalentes. Para quienes la ejercen, la palabra ´prostitución´ resulta algo ofensiva, mientras el ‘jineterismo’, no. Para muchos, se trata de la única salida posible. Así es, tanto para las mujeres como para los hombres, (todos jóvenes) que a esto se dedican.

Aunque solo ven una ciudad destruida y sucia, los turistas se ven servidos por bellas y sensuales mujeres que les ofertan el servicio más barato que hayan podido tan siquiera soñar. Entonces regresan cada vez que pueden y dejan ganancias al estado dueño de hoteles establecimientos y de todo lo demás. Solo que lo que les atrae, no es la ciudad sucia y ruinosa que tienen a la vista, sino el servicio barato del que andan en busca.

Esta es La Habana en su 499 aniversario, estará mucho peor en el próximo aniversario en 2019. Así será, si Cuba sigue bajo el mismo régimen y bajo la misma pesadilla.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: http://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/; PD#561