El Ministerio Inicuo y sus sucios servidores

Unos jóvenes casi adolescentes pero de nivel universitario consiguieron hacerme reír. Pasé cerca de ellos y escuché su aporte. No querían estudiar becados en lo que llamaron becas aportadas por el Ministerio Inicuo o Minin, en una alusión al Ministerio del Interior castrista, también llamado Minint.

Lo mejor fue escuchar que llamaron a los miembros de esta perversa institución, ‘Servidores Sucios’ y entre risas, ‘SS’. Resulta muy lamentable que lo que para ellos es y fue una broma, sostenga un trasfondo tan turbio y un expediente tan sólido de crueldades, asesinatos y abusos.

Todos los sistemas totalitarios conocidos por la humanidad hasta el presente, han mantenido el servicio de una banda criminal que les sostenga y les afirme permanencia y continuidad en el poder absoluto. Para ello, aquel célebre criminal Vladimir Illich Ulianov, alias Lenin creo la ‘Cheka’, Stalin su NKVD, GPU, etc., Hitler su Gestapo y su SS, Mussolini su OVRA que confió a Arturo Bocchini y nuestro felizmente difunto tirano Fidel Castro, el Ministerio del Interior, bajo el mando del llamado comandante Ramiro Valdés. Así, en junio de 1961, el Consejo de Ministros del recién estrenado régimen militar totalitario, dinástico y neofascista encabezado por Fidel Castro, promulgó la Ley 940, que inauguró el Ministerio del Interior. De aquello nació el Departamento de Seguridad del Estado (DSE), el mismo que desde aquel momento y hasta hoy, reprime, abusa, golpea y viola derechos y libertades

La policía Seguridad del Estado (DSE) es la base afirmativa de la opresión y el irrespeto por los derechos y libertades que tipifica la conducta del régimen totalitario castrista. Sus represores asalariados en su conducta remedan a aquellas Waffen-SS, el ala combatiente de las SS, y a las Allgemeine-SS, el ala política, en aquella pesadilla que fue la Alemania nazi. Son básicamente la organización militar, policial, política, penitenciaria y de seguridad del régimen castro fascista y su principal sostén.

Por supuesto que el sostenimiento de un régimen como el castro fascista requiere los servicios de Servidores Sucios de un Ministerio Inicuo. Sin viles no se sostiene la vileza. Entonces los viles de por acá, de acuerdo con su jerarquía y mandato reciben lo suficiente, para dar permanencia solidez y continuidad al servicio que prestan. Hoy, temen que tras el desenlace visible de la crisis venezolana, la dictadura a la que sirven en detrimento del pueblo, se convierta en el próximo objetivo y caiga. Si esto sucediera, ellos caerán y perderán y pagarán la vileza en que se afirman.

El total irrespeto por la vida humana es la marca o el sello de distinción del castro fascismo. Desde que el felizmente difunto tirano Fidel Castro se hizo del poder en 1959, restableció la pena de muerte. Lo hizo en total irrespeto de los mambises que desde las guerras de independencia, lucharon y cargaron al machete para que ningún cubano fuera supliciado por sus ideas políticas en la Cuba libre por la que lucharon.

Luego de desconocer y no restablecer la Constitución de 1940, la única y legítima Carta Magna de Cuba y una de las más avanzadas del mundo en su momento, creo herramientas fraudulentas para afirmar permanencia y continuidad en el poder y entre ellas, se cuentan la constitución de 1976 y el fraude recién orquestado el pasado 24 de febrero. Pero la garantía para la opresión, la represión y el abuso ha sido y es, el Ministerio Inicuo y sus Sucios Servidores asalariados.

A cambio de motocicletas, autos, algún dinero, un apartamento o una casa y la posibilidad de ser desplazados fuera de Cuba para realizar su sucio aporte, reprimirán, golpearán, abusarán, torturarán y hasta asesinarán. Los Servidores Sucios, (SS). Saben que son el soporte básico del régimen y en ello se afirman. Por lo pronto, su objetivo básico parece ser el Foro por los Derechos y Libertades. Allí peligran mucho Antonio González Rodiles, Ángel Moya Acosta, pero además peligran tanto como ellos, las dignas y valientes féminas que están unidas a sus vidas. Ellas son Ailer González y Berta Soler Fernández, ejemplos cimeros de dignidad y coraje ciudadano, que pueden morir en cualquier momento en las circunstancias oscuras en que actúa el Ministerio Inicuo y sus Servidores Sucios (SS).

Esperemos para bien, que el tinglado internacional, gobiernos, instituciones y organizaciones a nivel mundial, prevengan e impidan a tiempo tan previsible crimen.
infiernodepalo8@gmail.com; Juan González
j.gonzalez.febles@gmail.com; Juan González
Véase: https://primaveradigital.org/cubaprimaveradigital/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.